50 propósitos de Año Nuevo para la salud mental

Aplicar la teoría «let them», cuidar tu diálogo interno y priorizar la interacción real por sobre la virtual son metas que impulsarán tu bienestar en el próximo año. Explora nuestros consejos para que tus intenciones no se desvanezcan en el aire.

50 propósitos de Año Nuevo para mejorar la salud mental y cómo lograrlos

Última actualización: 30 diciembre, 2023

Con la llegada del nuevo año muchos de nosotros nos enfrentamos al desafío de fijar propósitos para la temporada que viene. Establecer metas es una herramienta que ayuda a mejorar la calidad de vida, mantener la motivación y experimentar un crecimiento personal. 

Es verdad que la vida no cambia solo porque los números del calendario lo hagan. Pero, también es cierto que la transición entre un año y otro nos impulsa a reflexionar sobre lo que queremos lograr en los meses por delante y, orientados a ello, ajustar el curso de nuestras acciones.

Si decidiste que tus metas del 2024 se centren en tu salud mental, pero no tienes claro qué objetivos establecer o cómo abordarlos, echa un vistazo a las siguientes líneas.

Propósitos de Año Nuevo que impulsan tu bienestar psicológico

Conocer la importancia de cuidar tu salud mental es un buen comienzo, pero ¿te has planteado en específico qué hacer para preservarla? Aquí tienes una lista de 50 metas relacionadas con el bienestar, abordando, entre otros aspectos, hábitos, relaciones, trabajo emocional y la armonía entre la vida laboral y personal. Selecciona las que más resuenen contigo.



1. Cuidar tu diálogo interno

La forma en la que te hablas influye en cómo te sientes y en la manera en la que enfrentas los desafíos de la vida. Por esto, uno de los objetivos más poderosos que puedes adoptar en este nuevo año es cuidar las palabras que usas al hablarte. Cambia la autocrítica excesiva por mensajes de aliento y notarás una enorme diferencia en tu bienestar.

2. Practicar la gratitud

Dedica un momento cada día para agradecer. Conecta con lo que tienes y lo que eres, y exprésalo con gratitud. Este simple hábito te hará apreciar las pequeñas cosas de la vida cotidiana y cambiará la forma en la que ves al mundo.

3. Ser más consciente de cómo nutres tu cuerpo

La alimentación influye en tu salud mental, así que escucha lo que tu cuerpo necesita y come balanceado. No tienes que seguir dietas restrictivas ni mucho menos prohibirte los alimentos que te gustan. Más bien, se trata de elegir a conciencia sobre lo que necesitas comer en cada momento.

4. Ser más consciente de cómo nutres tu mente

Tu mente se nutre de las películas que ves, la música que escuchas, los libros que lees, el contenido que consumes en redes sociales y las experiencias que vives. Pregúntate qué quieres que florezca dentro de ti y toma decisiones en consonancia con eso.

5. Generar o recuperar el hábito de la lectura

La lectura es una gran aliada de la salud mental. No te pongas la presión de leer un libro por semana, en especial, si hace tiempo no lo haces. Permítete retomar esta actividad a tu propio ritmo y descubrir el placer de sumergirte en aquellos libros que no deberías perderte.

6. Abrirte más a conocer gente nueva

Si hace rato no haces nuevos amigos y sueles rechazar invitaciones sociales sin siquiera considerarlas, este propósito puede ser significativo para ti. La vida está llena de oportunidades para crear conexiones genuinas.

7. Usar las redes sociales (RR. SS.) de manera más responsable

Sé selectivo/a con el contenido que consumes y compartes. Evita dejarte llevar por el algoritmo interminable y reflexiona sobre lo que de verdad te importa. Recuerda que las redes sociales son una herramienta, más no un dictador de tu tiempo y atención.

8. Establecer un día a la semana para desconectar por completo de RR. SS.

¿Has pensando en la posibilidad de agregar un detox digital a tu semana? Desconectarte del mundo online te permite descubrir las sorpresas que la vida offline tiene reservadas. Si una vez por semana te parece un desafío muy difícil, ¿qué tal intentarlo cada dos semanas o una vez al mes?

9. Dar más paseos por entornos naturales

La ciencia lo respalda: caminar en entornos naturales influye de manera positiva en el bienestar emocional. No necesitas tener una playa paradisíaca o un bosque imponente a diez minutos de tu casa. Basta con visitar un parque cercano. La naturaleza, incluso en pequeñas dosis, tiene el poder de recargar tu energía.

10. Incorporar prácticas de meditación o mindfulness

Ya sea practicando la respiración consciente, siguiendo una meditación guiada o tan solo tomando un momento para estar presente, contribuyes con tu bienestar emocional.

Mujer que practica la meditación en su sala como un propósito clave para la salud mental en este nuevo añoMujer que practica la meditación en su sala como un propósito clave para la salud mental en este nuevo año
La meditación es una de las metas claves para mejorar la salud mental.

11. Dormir mejor

Deja atrás ideas como «recuperaré el sueño el fin de semana» o «dormir es perder tiempo de vida». El sueño de calidad es esencial para la salud mental.

12. Explorar nuevas formas de expresión artística

Pinta, esculpe, baila, canta o prueba cualquier otra forma de arte que te inspire. Además de alimentar tu creatividad, la expresión artística es como un canal terapéutico para liberar emociones y encontrar nuevas perspectivas.

13. Dejar de esperar que el resto adivine lo que sientes

A menos que compartas tu vida con personas dotadas de habilidades telepáticas, es poco probable que quienes te rodean adivinen tus pensamientos y emociones. Apuesta por una comunicación abierta y honesta como elemento primordial.

14. Crear un espacio de relajación en casa

Diseña un rincón especial para relajarte . Puedes incluir velas aromáticas, cojines cómodos e iluminación tenue. La idea es que este espacio te brinde una sensación de calma y serenidad.

15. Iniciar la práctica del journaling

Practicar journaling no puede faltar en tu lista de propósitos de salud mental para Año Nuevo. Plasmar tus pensamientos en papel puede resultarte más interesante de lo que imaginas. Esta práctica es una valiosa estrategia ante problemas como el estrés o la depresión.

16. Ir a terapia

Ir a terapia es un acto de amor propio. En este sentido, empezar un proceso psicoterapéutico es una de las mejores metas que te puedes proponer si lo que buscas es cuidar tu salud mental y mejorar tu calidad de vida.

17. Reemplazar el «debería» por el «me gustaría»

Al cambiar el «debería» o el «tengo que», por el «me gustaría» o «quisiera», transformas obligaciones en elecciones o deseos. Es un simple reemplazo de perspectiva que marca una diferencia significativa. No digas «debería verme mejor»; opta por «me gustaría verme mejor».

18. Cuidar los vínculos que te hacen crecer

Las relaciones no se cuidan solas. Así como un jardín necesita atención y cuidado para florecer, los vínculos también necesitan ser nutridos. Dedícales tiempo de calidad.

19. Rodearte de personas que inspiran

«Dime con quién andas y te diré quién eres»; esta es una forma más coloquial de referirse a la frase del conferencista Jim Rohn: «Somos el promedio de las cinco personas con las que más tiempo pasamos». Y tú, ¿te rodeas de personas que admiras?

20. Redefinir el éxito de acuerdo con lo que signifique para ti

El éxito no tiene un molde único. En lugar de seguir definiciones convencionales, pregúntate qué significa para ti ser una persona exitosa.

21.  Conectar más con el «aquí y ahora»

Esto implica disfrutar del momento presente sin preocuparse en exceso por cosas del pasado o del futuro. La fórmula es sencilla: cuando estés comiendo, come. Cuando estés conversando con un amigo, conversa con un amigo. Cuando estés jugando con tu hijo, juega con tu hijo.

Hombre en consulta de psicoterapia como parte de sus propósitos de año nuevoHombre en consulta de psicoterapia como parte de sus propósitos de año nuevo
Asistir a terapia cuando sientas que lo necesites es un propósito de autocuidado.

22. Darse la oportunidad de salir de la zona de confort

Muchas veces, la magia sucede fuera de los sitios conocidos. Es cierto que aventurarse más allá de lo familiar puede generar miedo y vértigo, pero hacerlo de vez en cuando abre la puerta a oportunidades increíbles.

23. Ser menos un espectador y crear más

Si pasas mucho tiempo mirando contenido de otras personas en redes sociales, sintiendo envidia de sus vidas, es probable que conozcas esa sensación de vacío difícil de describir. ¿Y si eres tú quién toma las riendas y se pone en acción?

24. Crear una rutina de mañana saludable

Establece una rutina matutina saludable que te prepare de manera positiva para el día. Puedes incluir hábitos como la hidratación, la meditación, el ejercicio o la lectura.

25. Apagar las pantallas temprano

Apagar los dispositivos electrónicos al menos una hora antes de irse a dormir es una muy buena medida para mejorar la calidad del sueño. Puedes probar reemplazando la televisión por la escritura y el celular por un libro.

26. Reducir la autoexigencia y perfeccionismo

Si consigues darte el permiso de ser humano, tienes hecho más de la mitad del trabajo de cuidar la salud mental. Aceptar que no tienes que ser perfecto y aprender que los errores son parte de la vida, te liberará de una carga innecesaria.

27. Interactuar más con el mundo real y menos con el digital

Disminuye el tiempo frente a las pantallas y dedica más tiempo a actividades en el mundo real, como tener conversaciones cara a cara o pasear al aire libre.

28. Tomar más agua

Asegúrate de beber suficiente agua durante el día, para mantener tu cuerpo hidratado. Si el agua te resulta muy insulsa, agrégale rodajas de frutas frescas como limón, pepino o menta para darle más sabor. Otro consejo para adquirir este hábito de manera más sencilla es llevar contigo una botella reutilizable.

29. Usar las escaleras en lugar del ascensor

Es una forma simple de incluir actividad física en tu día a día. Además de hacer ejercicio de manera regular, considera prescindir del auto para distancias cortas o bajarte una parada antes del bus y completar el trayecto. ¡Hay miles de maneras de estar en movimiento!

30. Eliminar lo negativo de tu vida

Cosas, personas, actitudes y todo aquello que incida de forma negativa en tu bienestar mental, tiene que alejarse en este nuevo año. Saca de tu vida lo que no sume y que, por el contrario, afecte tu tranquilidad.

31. Tomar sol algunos minutos al día (usando pantalla solar)

La exposición a la luz solar ayuda a mejorar el estado de ánimo, pues estimula la producción de vitamina D. Esta vitamina convierte el triptófano en serotonina, una hormona que regula nuestro humor. Por eso, recibe luz solar al menos diez minutos al día. Eso sí, ¡no te olvides de proteger tu piel con pantalla solar!

32. Cultivar la paciencia en situaciones difíciles

Enfrenta los momentos difíciles con calma y paciencia. Respira profundo, da un paso atrás y toma el tiempo que necesites para abordar la situación de la manera más reflexiva posible.

33. Hacer pausas activas durante la jornada de trabajo

La salud laboral es fundamental para el bienestar mental. Un hábito saludable en este nuevo año es integrar pequeñas pausas activas en tu día de trabajo. Levántate, estira los músculos o da un paseo breve.

34. Adoptar una rutina de skincare

Más allá de cuidar la apariencia y la salud de la piel, llevar a cabo una rutina de skincare es una forma de autocuidado. No hace falta seguir pasos interminables ni invertir en productos costosos, tan solo se trata de una oportunidad para dedicarte tiempo y brindarle a tu piel la atención que merece.

35. Abandonar el multitasking

No eres un hombre o una mujer pulpo, ¿verdad? Enfocarte en una tarea a la vez es uno de los propósitos más poderosos que puedes plantearte de cara al Año Nuevo. Así no solo harás las cosas mejor, sino que gestionas el estrés.

36. Preguntar «¿qué necesito en este momento?», varias veces al día

Es una práctica poderosa para atender tus necesidades físicas. Este simple recordatorio permite reconectar contigo, identificar lo que necesitas y tomar medidas para satisfacerlas. ¿Necesitas tomar agua? ¿Comer algo? ¿Hacer pis? ¿Estirar tu cuerpo?

37. Aplicar la teoría let them

La teoría let them se refiere a la idea de dejar ir y no tomar todo de manera personal. El mundo de los demás no gira en torno a ti, así que sus acciones no siempre tienen que ver contigo. ¡Esta es una meta ideal para fortalecer la salud emocional en el año que se aproxima!

38. Cultivar un mejor sentido del humor

El humor es una herramienta para aliviar el estrés y mejorar el estado de ánimo. Puedes proponerte buscar lo gracioso en la vida cotidiana, reírte de ti y compartir risas con los demás.

39. Permitir sentirse triste o perdido/a

Te sientes triste, ¿y qué? Te sientes confundido, ¿y qué? A veces, enfrentar las emociones displacenteras es el primer paso para superarlas y encontrar claridad emocional.

40. Cuestionar tus pensamientos

Considera tus pensamientos como lo que son: ideas que pueden o no alinearse con la realidad objetiva. Trabaja en interrogar tus creencias y no tomarlas como verdades absolutas.

41. Cuidarse de la «infoxicación»

Vivimos en una era de infoxicación y nuestra sociedad está hiperconectada. Por esto, es esencial filtrar lo que consumimos. Es importante seleccionar fuentes confiables, establecer tiempos límites en las redes sociales y equilibrar la cantidad de noticias para evitar la saturación informativa.

42. Practicar la técnica alemana feierabend para desconectar del trabajo

¿Conoces el método alemán feierabend? Implica dar un breve paseo al terminar cada jornada laboral. Esta práctica te ayuda a marcar un corte claro entre la vida laboral y la personal. Es muy valiosa para quienes trabajan de manera independiente.

43. Tender la cama cada día

Es una forma de empezar el día con el pie derecho. Este pequeño acto contribuye a iniciar una cadena de buenos hábitos, brindándote un sentido de logro y orden.

44. Dejar el móvil a un lado en las reuniones sociales

Los videos de gatitos, los mensajes del grupo de WhatsApp y las fotos en Instagram de tu celebridad favorita pueden esperar. No se irán a ningún lado. En momentos con amigos o familiares, deja el teléfono a un costado y disfruta plenamente de la compañía.

45. Interrumpir menos y escuchar más

Practica la escucha activa para construir relaciones más sólidas y significativas. Haz el esfuerzo de no interrumpir cuando alguien más habla y escucha con atención lo que tiene para decir.

46. Ser más consciente de los propios límites y perderle el miedo al «no»

Trabaja en identificar tus propios límites y no dudes en soltar un «no» de forma asertiva cuando lo necesites. Este hábito es clave para cuidar de ti y una forma de priorizarte.

47. Dejar que los demás sean como son

No te compliques tratando de cambiar a la gente. Deja que sean ellos mismos. Cada persona es única y tiene el derecho de mostrarse tal como es, incluso si a ti no te gusta.

48. Preocuparse menos por lo que no es importante

Es válido que te preocupes por el dinero, la apariencia o el qué dirán. Pero es fundamental no obsesionarte por la acumulación de bienes materiales o seguir estándares de belleza irreales.

49. Ocuparse más de lo verdaderamente significativo

Concéntrate en lo que tiene valor para ti: las relaciones, los momentos auténticos y aquellas cosas que te hacen sentir vivo. Tu tiempo y energía son recursos limitados, así que evita desperdiciarlos en lo trivial.

50. Priorizar tu bienestar

Piensa sobre el papel que tuvo tu bienestar en el año que se va. ¿Fue una prioridad o quedó en segundo plano? Ahora, mira hacia el año que viene y decide qué lugar quieres que ocupe.

Mujer descansando sobre la hierba se dedica tiempo como propósito de su año nuevoMujer descansando sobre la hierba se dedica tiempo como propósito de su año nuevo
Acciones como salir a tomar sol influyen de modo positivo en el bienestar mental.

Consejos para cumplir con las metas de Año Nuevo

¿Escribir una lista extensa de propósitos de Año Nuevo que reflejan nuestra vida ideal? ¡Es pan comido! No obstante, llevarlos a cabo quizás resulta bastante complicado. Compartimos contigo algunas recomendaciones que harán más fácil lograr esos objetivos.

Define propósitos realistas

No te compliques con metas imposibles de alcanzar. Imagina que quieres ponerte en forma y decides correr una maratón en una semana. ¡Error! Eso es un pasaje directo al fracaso.

En lugar de eso, plantea objetivos realistas, como comenzar con pequeñas distancias y aumentar de forma gradual. La filosofía de SMART es de gran ayuda. Con esta perspectiva, cada logro te motiva y te acerca a tu intención.

Céntrate en unos pocos

Si te lanzas de una vez a cumplir los cincuenta propósitos de esta lista, es probable que acabes agotado/a y con una frustración gigante. Por eso, en lugar de dispersarte con un montón de metas, concéntrate en unas pocas. Elige las que sean más significativas para ti y ponles toda tu atención.

Sé flexible

La vida es como un juego de cartas, a veces te reparte sorpresas. Si un día no puedes mantener tu rutina de ejercicio, descuidas tu higiene del sueño o te sumerges en el mundo de las redes más de lo planeado, está bien. No necesitas atenerte a tus planes al pie de la letra, permítete ajustarlo de acuerdo a cómo cambian tus deseos o posibilidades.

Registra los avances

Es un recurso valioso llevar un diario en el que apuntes tanto las metas, lo que necesitas para conseguirlas y el tiempo que planeas para ello. Pero no olvides que el tiempo no es una camisa de fuerza, ve a tu ritmo.



Roma no se construyó en un día, y tus propósitos tampoco

La clave para concretar sus objetivos del año venidero es empezar con pasos pequeños y construir desde ahí. Ve de menos a más, establece metas alcanzables y celebra cada progreso.

En definitiva, el hecho de que tus propósitos de Año Nuevo estén vinculados con tu salud mental y emocional refleja tu intención por cultivar un bienestar duradero.

Te podría interesar…

Source link

About Admin

Check Also

Simple Gratitude Practice That Removes Fear and Increases Confidence

It is normal for all kinds of thoughts to come to your mind during sleep. ... Read more

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *